Salvé mi matrimonio

0
728
Foto cortesía de: www.pixabay.com

Tengo 21 años de casada y si estas casada sabes que no es fácil, llevar una relación de la mejor manera, la convivencia no es algo sencillo, en muchos casos necesitas un terapeuta que ayude a aliviar las tensiones, las diferencias, a limar las asperezas y a dar tu brazo a torcer a pesar de tener la razón a fin de que no se quiebre la relación, y mantenerla en armonía y amor.

Luego de tener hijos y compartir con una persona que en un principio es un extraño para ti en realidad es muy raro, sin embargo, es ley de vida, y debemos transitar ese camino de la mejor manera y hacer que sea placentero. Pero los problemas de la vida diaria pueden ser agobiantes y afectar las relaciones, a tal punto que si no se atienden a tiempo pueden poner en riesgo el matrimonio.

Mi relación con mi esposo los primeros años fue realmente apasionante y bella, nos entendíamos a la perfección, él era un hombre muy comprensible, comunicador y cariñoso lo que hizo que me enamorara cada día más de él. Con la llegada de los niños, se aboco como un buen padre a su atención y que nos les faltara nada, era un padre ejemplar.

Pero luego de 10 años de casados comenzó poco a poco a cambiar nuestra relación, cosa que me dolió mucho, se generó una distancia increíble, lo cual me preocupaba. Por alguna extraña razón ya casi no se comunicaba conmigo y cuando lo hacía era de una manera muy fría y distante, nuestras relaciones íntimas eran muy esporádicas y por pura necesidad. Comencé a sospechar de una infidelidad, sin embargo, nosotras las mujeres poseemos un sexto sentido que es casi infalible, lo cual me decía que no era eso. Sin embargo, me dedique a investigar de una manera exhaustiva y definitivamente mi esposo no me estaba siendo infiel.

Debido a esto pensé que debía descubrir cuál era la causa de su distancia, así que le sugerí ir con un terapeuta y acepto, realizamos varias terapias en las que él me confesó no sentirse atraído por mí, y que eso lo hacía sentir mal porque no me quería hacer daño. Esto me preocupó sobremanera y decidí salvar mi matrimonio a como dé lugar, porque lo amo y por mis hijos. Así que comencé buscando alternativas que me ayudarán a sobrepasar esta crisis matrimonial.

Investigué en Internet y encontré una página que me llamo la atención Recuperar Mi Matrimonio, y gracias a los consejos de este innovador programa efectivamente logré recuperar mi vida amorosa con mi querido esposo, considero que es un milagro, ya que en nuestra relación se encendió una llama intensa, tanto como cuando éramos novios.

Si también quieres recuperar tu matrimonio, Haz Click Aquí

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here